Reciclaje de Vehículos > Medio Ambiente > Audi Canarias

Reciclaje de Vehículos

  • 1400x438_ADIV_P_10272.jpg
1400x438_ADIV_P_10272.jpg

Reutilizando los recursos

Cada uno de los vehículos Audi ha sido concebido para cumplir con las exigencias de las próximas décadas y construido para ofrecer una vida útil especialmente larga. Esta es la promesa que Audi hace a todos sus clientes y su compromiso con el medio ambiente. En beneficio de este sistema, ya en la actualidad trabajamos con una amplia y eficiente red de recogida e incorporamos en el concepto, la construcción y la producción de cada Audi los requisitos necesarios para proteger el medio ambiente. La experiencia que Audi tiene en su haber muestra muchas facetas. Entre ellas se encuentra una construcción apta para el reciclado, basada en numerosas normas y procesos establecidos por Audi, así como un concepto de reciclado detallado que se desarrolla en colaboración con los proveedores antes de iniciar la producción. Todo ello convierte a los automóviles Audi en uno de los bienes de consumo con mayores cuotas de reciclado.

Expertos en la protección del medio ambiente

Audi sigue unas premisas básicas que facilitan el proceso de reciclaje de sus vehículos:

• Cada Audi puede desmontarse de forma rápida y sencilla gracias a su construcción modular y a las inteligentes técnicas de unión.
• La selección de materiales se lleva a cabo siguiendo criterios que, entre otras cosas, ayudan a evitar la producción de sustancias contaminantes durante la producción, la utilización y el reciclado.
• Los materiales utilizados, como por ejemplo los plásticos, están codificados para que puedan ser identificados con facilidad.
• Los depósitos de líquidos del vehículo, como por ejemplo el radiador o el cárter del aceite, han sido construidos de tal modo que pueden vaciarse con facilidad y sin dejar residuos.
• Los líquidos que no deben cambiarse durante un largo periodo de tiempo − como los aceites y los lubrificantes − así como los intervalos de mantenimiento basados en el modo de conducción y en las condiciones de uso, evitan la generación de residuos en los talleres.
• Si la capacidad de funcionamiento está garantizada, se prefieren materiales reciclados ante materiales nuevos, aún siendo el precio el mismo. Son muchos los componentes en los que se han utilizado materiales reciclados, como por ejemplo en las cubiertas de los pasos de rueda, en elementos de insonorización o en recipientes de baterías.